Pocas veces un gol gusta tanto a todo el mundo independientemente del equipo que seas.

En el siguiente vídeo se ve al pequeño Josh, el hijo de Turnbull, portero suplente del Chelsea, como se recorre medio campo con la pelota hasta que mete el gol más tierno de la historia.

Descubierto vía @Kurioso

1 Comentario

Deja una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here