Anoche estuve en la Pre-Nochevieja Geek que organizaban, por 3er año consecutivo, los chicos de CLiPSet junto al árbol de Pac-Man en Plaza de Castilla (Madrid). ¡Qué cracks! Juan y Carol. Este han llevado chocolate calentito, bizcochos y tuentisitos (Lacasitos patrocinados por Tuenti).

Aunque a la hora oficial (las 22:30) había poca gente, tan sólo Carolina, Juan y Carlos. El resto del personal llegó (porque ellos lo valen) a las 22:50, justo para las 10 campanadas geeks este año de la mano de los muñecos de Barrio Sésamo, que para eso cumplen su 40 aniversario. Al final, aunque parecía que pocos valientes se atreverían por la amenazante lluvia, nos hemos juntado cerca de 25 personas. Los mejores, para qué andarse con tonterías…

La anécdota de la jornada fue como diría Sabina: mucha mucha polícia... Como digo, la anécdota fue la insistente visita de los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado. Nos vigilaban a través de las cámaras del lugar y hasta en 3 ocasiones tuvimos la visita de distintas parejas de policias para saber qué hacíamos allí, de qué iba nuestra “concentración”, comprobar que no tuviéramos alcohol, etc. Hubo incluso un momento en el que llegó un furgón de antidisturbios.

Sobre el revuelo que tuvimos que causar, basta decir que un coche patrulla estuvo presente, a cierta distancia, durante todo el evento (puedes verlo en la siguiente foto – flecha roja-). Estos de CLiPSet, lían cada una… 😉 Eso sí, nunca me he sentido tan seguro en un evento.

Para ser justos, hay que decir que en todo momento se mostraron amables y no hubo mayor problema. Unos incluso comentaron que el año que viene si podían se apuntaban a la quedada. En general, a todos hubo que explicarles en qué consistía el evento geek y demás. En una ocasión registraron las mochilas de Juan y Carolina por si aca y poco más. No hay que olvidar que Madrid está estos días en alerta por atentado. Todo sea para evitar males mayores.

Cuando terminó, tal y como había convocado por Facebook, me acerqué en moto a la segunda Pre-Nochevieja, pero esta vez en la Puerta del Sol, marco histórico donde dentro de unas horas entre gritos y pitos los españolitos, enormes, bajitos, hacemos por una vez algo a la vez: despedir 2009 y entrar en 2010. ¿Cambio de década? Matemáticamente no, pero en la práctica sí… No voy a entrar al debate, mejor mira los argumentos a favor y en contra y decide.

El caso es que, como decían el Pulga y el Linterna, la plaza estaba abarrotá. Si se trata de juerga, allí estamos los españoles dándolo todo. Aunque no estaba tan llena como otros años. Calculo, así a ojo, que por la lluvia habría al menos 3 ó 4 personas menos que el año pasado.

Aunque tal vez por eso esta vez, que además llegué más tarde (23:45), me posicioné mejor, prácticamente debajo del reloj. Allí pude oir las campanadas “perfectamente” por primera vez después de 3 años. Bueno, perfectamente… dentro de lo que se puede, teniendo en cuanta el bullicio general de los presentes, algunos de los cuales iban bastante cargaditos. Vamos, que nos les hacía falta hacer 2 viajes a los pecadores de la pradera. Y después de las campanadas, gritos, abrazos y el descorche de sidra y cava (la economía no está para champán) para brindar.

Además, este año han ensayado también las luces que proyectarán sobre la fachada del edificio cuando entremos en 2010. Puedo anunciar “en primicia” que todo está relacionado con la Presidencia de España en la Unión Europea: banderas de países, himno europeo, etc. En fin, esta noche los veréis.

Por cierto, si buscáis SMS divertidos para enviar por móvil esta noche, aquí tenéis más de 100 mensajes SMS para felicitar el 2010.

Y nada más. Como posiblemente este sea el último post del año,  sólo me queda desearos un Feliz Año Nuevo 2010.

2 Comentarios

Deja una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here