Hace unos días se descubría un misterioso monolito metálico de 3 metros de altura en un lugar perdido de un desierto de Utah, en Estados Unidos. El hallazgo casual se hizo noticia en todo el mundo por su semejanza al que aparececía en la película 2001: Odisea del espacio de Kubrick. Casualmente, o no, en esa zona se rodaron algunas escenas de aquel film.

No tardó mucho en saberse la ubicación exacta del monolito gracias a Google Maps y se convirtió en un lugar de turismo de cientos de personas que iban allí a hacerse una foto con el extraño objeto metálico. Basta echar un vistazo al hashtag #utahmonolith en Instagram para ver muchas de estas imágenes y vídeos:

Por cierto, si quieres localizar el famoso monolito en Google Maps aquí tienes el sitio exacto.

Precisamente gracias a Google se ha descubierto que el monolito llevaba ahí desde el año 2016. Usando una función de Google Earth, el hermano mayor de Google Maps, se han visto imágenes antiguas del lugar y se ha observado que en la del año 2015 no estaba el monolito, pero en la de 2016 sí que aparecía, por lo que llevaba ahí ¡¡4 años!!

El monolito ha desaparecido

Sin embargo, la noticia de hoy es su desaparición. Sí, el misterioso monolito ya no está. Según testigos de la zona, durante la noche del viernes vino una o varias personas, según el testimonio, y se lo llevaron. Ahora en el lugar solo hay un triángulo metálico y una columna de piedras que van haciendo los nuevos visitantes.

Por el momento, no se sabe quién ha sido ni dónde se lo han llevado, pero viendo el misterio que ha provocado es posible que en unos días sepamos más. Otro rareza más que nos deja este 2020.

Publicidad

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor, escribe tu comentario
Por favor, escribe aquí tu nombre

8 + 3 =

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.